Alonso concluye su primer test con un IndyCar | El bicampeón completa 88 vueltas


Fernando Alonso, dio las primeras vueltas ovales en su carrera esta mañana, completando el Programa de Orientación de Rookie en Indianapolis Motor Speedway.


Fernando Alonso fue guiado por el piloto  regular del equipo, Marco Andretti, por otra parte, el jefe del conjunto para el que competirá, quedó encantado con el progreso. "Él lo hizo bien, era perfecto", dijo Michael Andretti con respecto a la conclusión de 57 minutos del programa.

La orientación en tres etapas obliga a los conductores a aumentar gradualmente sus velocidades de vuelta, completando un número de vueltas determinado dentro de ciertas ventanas entre 200 mph  hasta las 215 mph. Para el final del día, él estaba funcionando constantemente en los 220s bajos.

Alonso, comenzó su día en el box del equipo, mientras que su futuro compañero de equipo, Marco Andretti, sacudía su coche durante unas diez vueltas. Marco, el nieto del ganador de la Indy 500, Mario Andretti y el hijo de Michael, ha estado corriendo en las 500 de Indy desde 2006 y ajustó al McLaren de Alonso en lo que él describió como una configuración del día de la carrera.

El español, finalmente subió al coche después de 75 minutos, con la audiencia mundial a través de múltiples plataformas.

Bajo la atenta mirada de Michael Andretti y el CEO de McLaren, Zak Brown, las velocidades de vuelta de Alonso aumentaron rápidamente desde una primera vuelta de 199.595 mph hasta una serie constante de velocidades promedio en el rango de 206 a 209.

Brown, señaló antes de la prueba que Alonso ha visto más de 25 carreras de las 500 de Indianapolis en el último par de semanas, incluyendo una carrera completa con la cámara subjetiva de de Ed Carpenter, para tener una mejor idea de qué esperar. También corrió algunas vueltas en el simulador de Honda, pero dijo que no lo prepararía completamente en comparación con estar en el coche.

Con el tiempo amenazando con cancelar cualquier test de la tarde, Alonso trabajó a través de la Fase Uno en aproximadamente 25 minutos, que requirió diez vueltas en el rango de 205 a 210mph. Inmediatamente puso un 213.852 antes de parar por primera vez.

No encontrando ninguna dificultad en parar en boxes, él se "graduó" entonces de la fase dos, que requiere 15 vueltas entre 210 y 215 mph.. Una cadena consistente de vueltas a 219mph lo movió a través de la Fase Tres antes de entrar a boxes nuevamente.

Hablando con Michael y Marco Andretti, Brown y un equipo de ingenieros, Alonso se contentó con sus primeras vueltas, pidiendo al equipo que recortara el downforce antes de su siguiente jornada. El equipo se obligó a hacerlo, optando por saltar el almuerzo debido a la amenaza de la lluvia, que finalmente disminuyó.

De vez en cuando coqueteaba con la línea blanca en la parte inferior de la pista, el 32 veces ganador del Gran Premio parecía cómodo en el coche a pesar de un par de oscilaciones sutiles en la curva 1. Gradualmente permitió que el coche se desvaneciera más cerca de la pared durante toda la mañana. Dejando un cojín cómodo en la salida de la curva temprano en el día.

Después de un corto descanso justo después del mediodía, el McLaren naranja volvió a la pista, estableciendo una vuelta más rápida de 222.548 mph. Cada pocas vueltas se le llamaba para hacer ajustes, corriendo consistentemente en los 220s bajos antes de salir del coche alrededor de las 13:30 hora local (GMT-4). Había completado 88 vueltas en ese punto, el día de la carrera deberá girar durante 200 vueltas.

Alonso volverá su atención a la Fórmula 1, mientras que el IndyCar compite en el circuito IMS el 13 de mayo, la misma fecha que el Gran Premio de Alonso en España. Él debería estar de vuelta en Indiana el lunes siguiente, ya que la práctica para la Indy 500 comienzaesa misa semana.