Pascal Wehrlein trabaja arduamente para volver lo más rápido posible a la pista


Pascal Wehrlein, trabaja arduamente para volver a la actividad en pista y relevar de su puesto a su suplente, Antonio Giovinazzi; la jefa del equipo Sauberm Monisha Kaltenborn, así lo ha confirmado.


Lesiones en la muñeca y espalda, de estas dos, la última ha sido la que ha mantenido lejos al alemán de su C36; el responsable de estas lesiones fue el accidente sufrido en la carrera de campeones, en Miami, el pasado febrero.

Wehrlein, estuvo en una sesión de entrenamientos libres en Australia, pese a que parecía estar todo en orden, los médicos le recomendaron no seguir. Posteriormente, se le prohibió al del coche #94 participar en la segunda cita del mundial, en China. No obstante, el teutón se ha propuesto volver el próximo fin de semana en Bahrein, y Kaltenborn, insiste en que el joven regresará tan pronto como esté listo.

"Desde el punto de vista médico, se le declaró bien para la carrera", dijo. "El resto es una cuestión de su estado físico, pero hasta cierto punto quiere poder ofrecer al 100 por ciento durante toda la carrera, hemos escuchado a los médicos y esto es muy difícil para él", explicó.

"Está trabajando muy bien en su forma física, es muy difícil decir [cuando regresará] porque el cuerpo no es tan lógico o analítico en sus desarrollos. Pero su objetivo y nuestro objetivo es tenerlo tan pronto como sea posible en el coche, idealmente en la próxima carrera, pero si no, será para la próxima, lo que está claro es que es nuestro segundo piloto y eso no va cambiar", agregó.

Kaltenborn elogió al sustituto de Wehrlein, Antonio Giovinazzi, que se ubicó en el puesto 12 en su debut en Australia, y vuelve a estar al mando del C36 este fin de semana.

"Antonio, él condujo la primera prueba en Barcelona para nosotros, el coche era muy diferente al de ahora. Entró e hizo una gran sesión, hizo una buena carrera, no tuvo grandes problemas ni dramas, así que estamos muy impresionados con él", añadió para finalizar.