McLaren usará las pruebas libres de los GP como test de pretemporada


El tiempo perdido, hasta los santos lo lloran; este popular refrán tiene una aplicación especial en el mundo de la F1, sobre todo cuando nos encontramos en la etapa de la pretemporada, en la que cada hora y cada kilómetro recorrido vale oro, la calibración de los sistemas y la puesta a punto de los nuevos coches, es crítica en esta época del año.

En el caso de McLaren, la crisis ha aumentado al no contar con una cantidad de kilómetros suficientes para desarrollar correctamente el MCL32 durante los test de pretemporada, el propulsor del equipo inglés, ha demostrado ser el peor de esta nueva F1, una vez mas, presentando innumerables problemas en la fiabilidad, que imposibilitan las pruebas en la pista.

Eric Boullier admite que no están al nivel que quieren, y plantea una solución para recuperar el tiempo perdido. "En absoluto este es el nivel que queríamos mostrar. No corríamos mucho, no corríamos lo suficiente. Pero incluso así hemos hecho algunos kilómetros. Empezamos a trabajar alrededor del coche y vamos entendiendo como funciona", ha afirmado Eric Boullier.

Boullier, ha admitido que es poco probable que el equipo sea capaz de ponerse al día con todo lo que quería hacer antes de llegar a la primera carrera en Melbourne: "No hay solución para compensar el tiempo que perdimos. Ahora, tenemos que llegar al punto y volver a reproducir la lista que necesitamos hacer. No se puede recuperar el tiempo, cuando el tiempo se pierde, se pierde", ha explicado el francés.

"Algunos viernes durante la temporada los utilizaremos como sesiones de prueba. Cosa que tendríamos que haber hecho aquí", añadió Boullier.