Alonso aún sueña con el cuarto lugar en el campeonato de constructores


Fernando Alonso cree que McLaren está compitiendo en un "mini-campeonato" por detrás de los equipos de cabeza Mercedes, Red Bull y Ferrari, tras terminar séptimo en el Gran Premio de Hungría.

Alonso fue el último piloto en ser doblado en el Hungaroring, tras adelantar a Carlos Sainz Jr. en la salida para ponerse sexto, y antes de perder posición con el piloto de Ferrari Kimi Räikkönen, quien empezó desde la P14.

El dos veces Campeón del Mundo admite que terminar séptimo es lo máximo a lo que aspiraban actualmente, aunque se mostró animado por el progreso que ha demostrado McLaren y su socio motorista Honda en lo que llevamos de temporada.

"Es una lástima que no podamos mejorar [el séptimo puesto], pero igualmente pienso que somos el mejor del resto," dijo Alonso, quien fue el único piloto de McLaren en terminar la carrera ya que su compañero de equipo Jenson Button se tuvo que retirar por problemas técnicos.

"Mercedes, Red Bull y Ferrari están fuera del alcance de todos los demás, están a otro nivel, así que en el otro mini-campeonato, hemos sido muy competitivos y creo que hemos dado lo máximo que podíamos.

"En la carrera no hubo demasiada acción. En nuestro caso, fue una tarde un poco aburrida en algunos momentos, no fue el show habitual de Hungaroring, y el único abandono fue desgraciadamente Jenson.

"Estoy contento por como fue el fin de semana y ojalá que podamos mantener este nivel de progreso."

McLaren ha reducido a solo siete puntos la distancia con el sexto clasificado, Toro Rosso.