Arrivabene excusa a Raikkonen: "No le gusta Mónaco"

Cuanto más atrás salgas en Mónaco, más problemas vas a tener que superar para poder alcanzar la meta. En el circuito más revirado y estrecho del Mundial los monoplazas ruedan muy juntos unos de otros durante mucho tiempo y es fácil calcular mal las distancias o perder un punto de frenada, lo que se traduce en un golpe inmediato contras los guardarraíles. Eso le pasó a Raikkonen con el de Loews. Se dejó allí su alerón delantero y su carrera en un error no forzado.

Sin embargo, en Ferrari prefieren no hacer sangre del fallo de Kimi, su piloto mejor situado en el Mundial (por un punto) y dicen que se debió a que no le gusta el trazado. "Todo piloto que he conocido en el pasado tiene una pista que no le gusta, y a Kimi no le gusta Mónaco, incluso aunque ganó una vez aquí (en 2005). No tenemos que quejarnos de él, sino aceptar que su carrera terminó antes de tiempo. Empujará para dar lo máximo durante el resto de la temporada", explica Maurizio Arrivabene en ‘Autosport’.

Por su parte, el finés analiza la situación de Ferrari y asegura que no están tan mal como cree la gente, aunque tampoco están contentos: "Dirán que no estamos tan bien como el año pasado. Si nos fijamos en las victorias es así, pero eso no representa la imagen completa. Estoy seguro de que tenemos un paquete mejor. No estamos contentos, hasta que no hagamos un doblete cada carrera no podemos ser felices. Ese es nuestro objetivo y esperemos llegar a él". Será difícil, su lucha ya no es sólo con Mercedes.