Desastre en el equipo Mercedes, Hamilton y Rosberg colisionan en la curva 4 de la primera vuelta - Video incluído


La primera vuelta del Gran Premio de España ha supuesto un punto álgido en la disputa entre Nico Rosberg y Lewis Hamilton. Ambos pilotos colisionaron entre sí en la curva 4 del circuito de Montmeló, y quedaron fuera de carrera, en lo que supone el primer 0 de Mercedes desde Estados Unidos 2012, y el primer accidente que causa el abandono de ambos.

Rosberg, que se había puesto en cabeza en la salida con una audaz maniobra, salió mal de la curva 3 tras un contravolante. Hamilton vió la oportunidad e intentó sorprender al alemán por el interior de la curva 4. Rosberg reaccionó cerrando el hueco, y Hamilton se vio forzado a ir por la hierba. El británico perdió el control de su bólido e impactó contra Rosberg, tras lo cual ambos acabaron en la grava.

Ambos pilotos, visiblemente enfadados, se dirigieron al motorhome de Mercedes sin quitarse los cascos, donde se han reunido con la cúpula del equipo, cuyas caras reflejaban una tremenda incredulidad en los instantes posteriores. La primera voz autorizada del equipo en expresar su opinión fue Niki Lauda, en declaraciones a Autosport:

"Para mí, es muy simple: ha sido un fallo de cálculo en la cabeza de Lewis, le culpo más a él que a Nico. Para Mercedes, esto es inaceptable. Lewis fue muy agresivo al adelantarle, ¿por qué debería Nico dejarle espacio? Estaba delante. Es completamente innecesario, y para mi lo más desastroso de todo esto es que Mercedes está fuera después de dos curvas”.

A posteriori, una vez concluída la reunión con los pilotos, Toto Wolff declaró en términos más contenidos y cautelosos ante los medios de comunicación:

“Es un momento muy difícil para el equipo. Los comisarios tienen que decidir y nosotros, como equipo, no podemos culpar a uno u a otro. Si miramos la telemetría, vemos cosas diferentes. Niki, como piloto, tiene su opinión. Tenemos que volver a hablar con ellos, y ver lo que podemos hacer para que no vuelva a pasar”.

En la investigación llevada a cabo por la FIA tras la carrera, se ha descubierto que el coche de Rosberg sufrió una deceleración de 17 km/h debido a un error a la hora de seleccionar el mapa motor correcto del monoplaza. Tras llamar a declarar a los dos pilotos, se ha determinado que no existen indicios claros para culpabilizar a Hamilton o a Rosberg, por lo que la maniobra ha sido juzgada como un incidente de carrera, y ninguno de los dos pilotos ha sido sancionado.

Una vez las aguas se calmaron, ambos pilotos ofrecieron sus impresiones del incidente. Lewis Hamilton defiende que existía un hueco para adelantar a su compañero.

"Saliendo de la curva 3, estaba cazando a Nico muy rápido, y fui a por el hueco de la derecha. Tenía parte de mi coche en paralelo, pero entonces tuve que irme a la hierba. El hueco estaba ahí y, si eres piloto, vas a por ese hueco. Hemos visto lo que ha pasado después. Me duele por el equipo, sobre todo, porque hoy hemos perdido 43 puntos. Pero pasaremos página y volveremos aún más fuertes en Mónaco".

Por su parte, Nico Rosberg explicó que el problema con el mapa motor de su coche le hizo realizar la maniobra defensiva para evitar un intento de adelantamiento de Hamilton, el cual le pilló por sorpresa.

"Salí de la curva 3, y me percaté de que tenía menos potencia y de que tenía seleccionado el modo equivocado, porque la ruleta del mapa motor estaba en la posición incorrecta. Lewis se acercaba, así que decidí hacer un movimiento claro hacia la derecha tan pronto como pude, para cerrar la puerta y mostrarle que esa no era una opción. Me sorprendió que Lewis fuese a por el hueco, de todos modos. Cuando quise darme cuenta, ambos estábamos en la gravilla. Me siento fatal, no sólo por lo mío, si no por el equipo, es la peor sensación que puedes tener como piloto".

VIDEO DEL ACCIDENTE
video