Encontronazo en pista de ambos Toro Rosso, Sainz habla al respecto

Tres puntos sería un botín positivo para Toro Rosso, pero en otras circunstancias. El equipo de Faenza ha vivido un GP de Australia realmente complicado en el que cada uno de sus pilotos no ha dado respiro a su compañero de box. Max Verstappen salía quinto y Carlos Sainz séptimo, pero ambos han circulado juntos durante gran parte de la carrera. Finalmente, la tensión de Verstappen por intentar pasar a Sainz se ha transformado en un trompo de Max tras el toque entre ambos pilotos en la curva 15. Sainz ha finalizado con un 9º puesto, mientras que Verstappen se ha tenido que conformar con el 10º puesto.

Tras la carrera, Carlos Sainz atendía a los medios de comunicación en el habitual 'corralito', en el que valoraba su actuación: "Ha sido una carrera muy loca. Todo pudo salir perfecto o todo pudo salir mal y al final algunas cosas salieron bien u otras no tanto. Tenemos que conformarnos con la novena posición, que quizá con nuestro ritmo de este fin de semana no es suficiente. Debemos seguir para delante, el coche va bien y todavía tenemos oportunidad de coger puntos. Quizá en la segunda mitad de la carrera, después de la bandera roja, podríamos haber hecho algo diferente".

Como es lógico, Sainz ha sido preguntado por su encontronazo con Verstappen y las quejas de este por la radio al equipo en el que solicitaba pasar por delante del español: "Con los medios era difícil adelantar porque faltaba mucha adherencia en tracción. ¿Verstappen se ha quejado mucho? Qué le voy a hacer. Cuando llevas a gente delante que tiene más velocidad que tú y además usan el DRS, adelantarles es muy difícil. ¡No he parado de adelantar en toda la carrera! Pero a un Williams con DRS no hay quien le adelante, es lo que hay".

En el otro lado de la moneda, Max Verstappen terminó muy frustrado el GP de Australia. El holandés entiende que el equipo debería haber primado su ritmo frente al de Sainz, tanto a la hora de determinar el orden de paso por boxes como cuando el español estaba por delante de Max por los problemas que tuvo en boxes: "Fui rápido durante toda la carrera. Por su parte, se le dijo a Carlos que tenía que dejar su lugar para mí, pero no lo hizo, así que sé lo justo. No ha sido una situación muy agradable".

Visiblemente cabreado, Max Verstappen intentaba hacer un repaso por su carrera: "La salida fue buena y la primera parte de la carrera, también lo fue. No teníamos motivos para quejarnos, pero desde la segunda parada en boxes, básicamente, todo lo que pudo salir mal lo hizo. Parece que hubo un malentendido con el equipo y los neumáticos no estaban listos cuando llegue al box. A partir de ahí todo fue más difícil". Para concluir, Max evidenciaba su descontento: "Para mí este punto no representa gran cosa".