¿Como están los equipos de F1 antes del inicio de la temporada 2016?


Las dos semanas de pretemporada que los equipos han aprovechado para acumular kilómetros, datos y conocimientos de los nuevos coches de Fórmula 1 concluyeron el pasado viernes, y desde entonces no han parado de sucederse análisis e intentos de ordenar la parrilla para 2016.

¿Está Ferrari tan cerca de Mercedes como parece? ¿Es realmente el Toro Rosso un coche que puede disputar podiums? ¿Ha mejorado suficiente McLaren-Honda como para codearse con los equipos de media tabla? Muchas son las preguntas que van a quedar en el aire hasta que se apaguen los semáforos en Australia en poco menos que 15 días, pero intentamos desvelar algunas de ellas en base a lo visto en los test de pretemporada.

La lucha al frente entre Mercedes y Ferrari.

Si hay unanimidad en una cosa este año es que el Ferrari de 2016 ha mejorado notablemente. En pista parece un coche mucho más ágil y fácil de conducir que el más complejo Ferrari equipado con pull-rod delantera, y así lo han confirmado Vettel, Raikkonen y los cronos. Además, la Scuderia parece haber solucionado uno de sus puntos flacos de 2015, el rendimiento al calzar los neumáticos más duros.

Desde luego, nadie acaba de creerse que Mercedes haya mostrado todo su potencial aún, pero si hubiera sido así, Ferrari puede estar cerca de disputarles victorias esta temporada y, porqué no, el título. Sólo hay un gran interrogante sobre los italianos: la fiabilidad de su nueva unidad de potencia. Si son fiables y tan rápido como han demostrado, y Mercedes no ha jugado excesivamente con el resto, podemos tener un mundial algo más apretado que los dos últimos.

Un grupo perseguidor muy interesante: Williams, Red Bull, Toro Rosso y Force India.

A una distancia ya considerable de Ferrari y Mercedes encontramos un grupo de coches a los que todos colocan como la gran alternativa, aunque sin acabar de establecer un orden consensuado entre ellos. Esos equipos son Williams, Red Bull, Toro Rosso y Force India.

En el arranque de temporada, todo apunta a que será Williams el equipo que muestre una mejor forma de los cuatro, pero el Red Bull ha dado muy buenas sensaciones en pista, y está probablemente a falta de una evolución de motor más para superar a los de Grove.

Por su parte, Toro Rosso no esconde que ha completado la mejor pretemporada de su corta historia. El motor Ferrari está dando un plus a un coche que bajo la batuta de James Key y de la mano de dos pilotazos como Verstappen y Carlos Sainz ya dio mucho que hablar en 2015.

Para terminar, todo han sido halagos también para el monoplaza de la escudería Force India. Han podido seguir la línea evolutiva iniciada la temporada pasada, y podrían dar más de un susto al resto de equipos si Pérez y Hulkenberg son capaces de dar todo lo que ellos son capaces de dar especialmente en carrera.

El grupo de los que deben mejorar: McLaren, Renault, Haas, Sauber y Manor.

Para terminar, Renault, Haas, McLaren-Honda y Sauber deben mejorar si quieren optar a algo más que luchar de vez en cuando por los últimos puntos de cada carrera. Renault y Haas tienen la "excusa" de haber acabado de aterrizar y estar todavía cogiéndole el pulso a la categoría, Sauber han sido los últimos en presentar su coche y tienen unos problemas económicos más que conocidos, mientras que Mclaren-Honda parece ser el equipo que más puntos acumula para dar el salto al grupo medio si todas las piezas encajan.

El equipo de Fernando Alonso y Jenson Button ha dado un evidente paso adelante con el MP4-31 y el nuevo motor Honda, aunque el camino a recorrer para igualarse con el resto de equipos es aún importante (sigue apareciendo la cifra de 100 CV de déficit). En cualquier caso, parece que el chasis ha respondido adecuadamente y ha marcado unos muy buenos parciales en pretemporada, insinuando que a poco que el motor vaya mejorando, el resto del conjunto acompañará.

Finalmente, y aunque también han dado un salto evolutivo remarcable, parece que Manor lo tendrá complicado para abandonar el farolillo rojo de la parrilla. En el inicio de temporada puede aprovecharse de la falta de fiabilidad de algunos equipos, pero no parece que estén en disposición de disputarle posición a ninguna otra escudería.