RESUMEN DEL GP DE AUSTRIA 2015

Mercedes volvió a dejar claro que no hay nadie que les tosa y que las carreras sólo se deciden entre sus dos pilotos. Esta vez, el premio se lo llevó Nico Rosberg, que vuelve a apretar la general del Mundial al batir a un gris Hamilton, que culminó un fin de semana algo desentonado.

La salida de Nico fue perfecta y la de Hamilton vio cómo sus ruedas patinaban. A partir de allí el alemán demostró siempre mejor ritmo de carrera y abrió hueco desde la primera vuelta. Vettel lo intentó, pero nunca estuvo en disposición de adelantar al inglés por detrás. Una sanción de cinco segundos para Lewis por pisar la línea blanca del pit lane al volver a pista, decidió muy pronto el orden de los dos primeros cajones del podio.

En la parte trasera del paquete, al salir de la cuarta curva, Kimi perdió tracción y cerró el paso a un Alonso que no pudo esquivarle y acabó con su McLaren cabalgando sobre el Ferrari del finlandés. Fue el final anticipado al que pocas vueltas después se uniría Button por problemas mecánicos. Otro desastre para Honda y los de Woking. A media temporada, la cosa no mejora en fiabilidad.

Carlos Sainz tuvo un inicio de gran premio muy inspirado, ganando plazas en la salida, adelantando a Grosjean y entrando de inmediato en la zona de puntos. Una mala parada y la consiguiente avería del MGU-K, el antiguo kers, le dejó fuera de carrera. Renault tampoco es un dechado de efectividad, lo que está lastrando a Toro Rosso en demasía.

Su compañero, Verstappen acaba octavo y suma 4 puntos, aunque llegó a rodar séptimo la mayoría de la carrera y al final fue adelantado por un agresivo Pastor Maldonado. La calificación del sábado decidió la suerte entre ambos.

El que pudo acabar en el puesto 14, su mejor clasificación del año, fue Roberto Merhi, que completó una magnífica carrera pese a las limitaciones de su Manor. Lástima de un mejor coche para el de Castellón, que atesora condiciones para mucho mejores luchas.

Vettel se quedó fuera del podio, en detrimento de un Felipe Massa que fue mejor en pista y que aguantó a la perfección el ataque final del alemán. El verano puede ser largo para los italianos, que no esperan mejoras de motor hasta Monza (septiembre) y entre la mejora aparente de Williams.