RESUMEN DEL GP DE AUSTRALIA 2015

Pues sí parece que estamos en 2014. Y no sólo por el dominio de Mercedes en clasificación y en carrera. La pregunta de 'cuántos coches terminarían en el GP de Australia' del pasado año ha cobrado sentido en este en una prueba que sólo han concluido once coches. Abandono tras abandono, Lewis Hamilton se ha hecho con los primeros 25 puntos del Mundial por delante de Nico Rosberg y de Sebastian Vettel.

Y es que todo ha empezado rana desde antes de que se apagase el semáforo. Bottas, fuera por un problema de espalda. Kvyat, por un fallo en su caja de cambios. Y para completar el gran fin de semana de McLaren-Honda, Magnussen rompió el motor en las vueltas previas al comienzo de la carrera. Eso sí, han tenido el dudoso honor de ser el único equipo, de todos los que han terminado, que no ha sumado ni un punto.

Pero han pasado por la bandera a cuadros, algo que ya es mucho y que ni tan siquiera han podido hacer otros como los Lotus. De estar en Q3 con ambos coches a ni dar dos vueltas, con un Maldonado que ya es oficialmente el primer accidentado en carrera de 2015 y con un Grosjean con problemas mecánicos. El motor Mercedes tira, pero tira más cuando quien lo carga es un coche plateado.

Ferrari completa un podio Mercedes
Sobre todo si ese coche plateado lo maneja Lewis Hamilton. Menudo carrerón que se ha marcado el británico para empezar el año. Sin apuros, sin fallos y con una superioridad tal que ni Nico Rosberg ha sido capaz de plantar cara a su compañero con la misma arma. El bicampeón puso en marcha su 'hammer-time', hizo una parada, y se subió a lo más alto de un cajón que sigue vistiendo Mercedes.

Ahora bien, también viste Ferrari, pues la 'Scuderia' parece haber vuelto este 2015. Lo ha hecho con Sebastian Vettel, pues Raikkonen no terminó por la dichosa tuerca no ajustada de un neumático. Vaya debut del alemán, siendo el primero del resto y accediendo a un podio que el pasado año, a lomos del RB10, apenas tocó. El tetracampeón ha comenzado con muy buen pie su andadura vestido de rojo.

Once coches tan sólo han completado la primera carrera del año, que ya ha dejado claro que Mercedes está como siempre, que Ferrari ha vuelto, que Williams está a la espera y que McLaren-Honda tiene un camino tan largo que a saber si pueden recorrerlo en 2015. Fernando Alonso tiene trabajo por hacer, pero eso ya será a partir de Malasia, cuando el español se suba por primera vez a un proyecto pensado para el futuro pero que en este presente poco o nada pueden hacer.