EL EQUIPO WILLIAMS QUIERE LUCHAR POR EL TÍTULO EN 2016

La histórica escudería de Grove no logra un título desde la temporada de 1997, en una década donde resultó la más dominante, temida y envidiada por todos sus adversarios. Pero el ciclo del éxito finalizó, el declive inició y hasta hoy se les ha dificultado reverdecer laureles. El año pasado tocaron el fondo, noveno entre los constructores, y cuando ya parecía destinada a desaparecer, la alianza con Mercedes Benz, con el patrocinio de Martini y con los volantes de Valtteri Bottas y de Felipe Massa la han traído de retorno a los puestos de comando.

Las expectativas ahora son otras, la gestión de Claire Williams se podría calificar de conservadora, pero a su vez ha resultado positiva. El tercer lugar entre las mejores escuderías y los varios podios conseguidos por sus pilotos auguran nuevas metas y ambiciones, entre ellas consolidar su ascenso en 2015 para aspirar por los títulos en 2016, apuntalando la opción de Valtteri Bottas como potencial campeón entre los pilotos. Para la jefe del equipo, la prioridad es mantener juntos a todos los actuales elementos e ir adicionando otros, sobre todo patrocinadores, para lograr los objetivos planteados.

"Este año ha sido muy significativo para nosotros. Estar por delante de Ferrari, con nuestro presupuesto, es muy importante. Estamos arriba, hemos realizado un gran trabajo y por ello nos trazamos otras metas. Entiendo que la Fórmula 1 es impredecible, que todo depende de lo que hagan nuestros adversarios en términos de desarrollo. Sin embargo, a partir de donde estamos ahora, 2015 debería ser un ensayo general para competir por el título en 2016. Hemos tenido éxito antes, tenemos una gran historia y además contamos con un fuerte patrocinador, tenemos todos los elementos para aspirar a más."